esclava2

Publicado por & archivado en Columnas, escándalos, Famosos.


Nos gusta lo prohibido o señalado y entre más elementos oscuros tenga es mejor,aunque no le demos la relevancia necesaria a otros temas.Por ejemplo, mientras en las noticias se informaba del presunto ataque de cuatro juniors veracruzanos a una jovencita,en internet se debatía sobre si un famoso conductor de televisión era protagonista de un video íntimo o no.

Inició el chisme con una cadenita y curiosamente como una cadenita siguió.La circulación de un video íntimo, del que se desconoce hasta ahora a sus protagonistas fue noticia.A alguien le dio por “detectar”que las personas del video se parecen a tal y tal.Suficente para inciar el juicio y condena del conductor estrella, todo creció como bola de nieve aderezado con agresiones y amenazas.

¿En qué manera somos culpables los medios,las redes sociales y los ciudadanos de escudriñar cada detalle de lo íntimo de los famosos del espectáculo? Ya antes Gabriel Soto y Majorie de Souza fueron acusados de un jugueteo en una playa, él recién casado, ella compañera de reparto de Por qué los hombres aman a las cabro…, sin embargo comprobaron con fotografías que no se encontraban solos,sino con otros compañeros.La verdad afloró.

El caso del conductor agredido, pasó de ser un asunto local y entró en la categoría noticia nacional y como toda persona pública que se ve afectada,salió a dar la cara para negar ser el protagonista de este video,pero la masa ya se hizo un juicio en la cabeza y no le cree, simplemente porque no.Sin importar su sentir, ni su familia,ni lo afectado que se vea en su trabajo.Lo inmediato es enjuiciar,atacar y destruir con un perverso placer tan presente en las redes sociales, y que crece con el eco de los medios de comunicación.

Evidentemente su error fue el enfrentar primero la situación con chacoteo,agradeciendo que con el escándalo lo hicieran más famoso, para luego aclarar que no era el protagonista del escándalo.En esto sus asesores en comunicación erraron,porque la masa se volvió más voraz,nos volvimos más voraces.

¿Por qué es difícil creer que no está mintiendo?, ¿nos hace mejor personas si hipotéticamente dijera ‘sí soy el del video’? ¡Qué ganaríamos con eso!Regodearnos en la ‘desgracia’del otro en aras de ¿qué? Si finalmente el tema quedará en el olvido en cuanto llegue el próximo escándalo y otro video íntimo sea alojado en redes sociales para ser masivamente distribuído con simplemente dar click. y como plus ser tendencia.

Fácil es decir que los contenidos de sus programas cargados de sexismo son los culpables de lo que ahora vive el conductor,de hecho hay una carta que circula con este planteamiento (anónima,por supuesto).Se podría estar a favor o en contra,pero según afirma todo se trata de una maquinaria para destruirlo.

Resulta maquiavélico que esto tenga que ver con algo más que el entretenimiento de un anónimo en redes sociales, sería terrible.

Tan terrible como que a su compañera, a la que también involucraron falsamente- dicho por ella-en el video, nadie la defendió…muy poco su empresa,o al menos no con tanta difusión.

Y finalmente ¿Servirá este escándalo para que se gire la veleta de contenidos regios a otro lado?

¿O seguirán presentando la exitosa canción del show del conductor bajo los movimientos sensuales de sus edecanes?

Ella lo que quiere que le den…

La Columnaria Blog

->